16 marzo, 2013

La reconexión magnética y las temperaturas de la corona




13 de marzo de 2013, por Miles Mathis

La teoría actual para explicar las temperaturas extremadamente altas de la corona solar se llama reconexión magnética. Puesto que la atmósfera del Sol se enfría hasta unos 4.000K a 500km pero luego se calienta de nuevo hasta 20 millones de K más arriba, ciertamente necesitamos alguna teoría que lo explique. Eso es tan caliente como el núcleo, o incluso puede que más. Y es realmente gratificante ver como la teoría establecida usa una forma de magnetismo para explicarlo, puesto que mostraré que es la respuesta correcta. Seguramente mucha gente piensa que disfruto viendo como el mainstream (la corriente de pensamiento científico establecida) se equivoca en todo, pero no es así. Me molesta ver tanta teoría incorrecta, y los lectores deberían entender mi enfado como un producto de ese molestia. Si sólo quisiera que se equivocaran y tener yo la razón, no me molestaría que se equivocaran, ¿verdad? Me pongo perfectamente feliz y contento cuando descubro que el mainstream acierta en algo, puesto que me da un trabajo menos que hacer, y sólo desearía que acertaran más a menudo.


Dicho esto, tengo que admitir que mi placer duró poco en este caso, lo que debería ser obvio puesto que estoy aquí escribiendo de nuevo. Si hubieran conseguido esto bien, estaría haciendo otra cosa. Sin duda compartirás mi disgusto cuando leas esto:

En dos dimensiones, el tipo más común de reconexión magnética es la reconexión del separador, en la que cuatro dominios magnéticos separados intercambian lineas de campo. Los dominios en un plasma magnético se separan por superficies separatrices: superficies curvas en el espacio que dividen diferentes grupos de flujo. Las líneas de campo de un lado de la separatriz terminan todas en un determinado polo magnético, mientras que las del otro lado terminan en un polo diferente de signo similar.
Esta es nuestra introducción a la "reconexión magnética" en Wikipedia. Pero no culpo a los escritores anónimos de la Wikipedia: solo están repitiendo lo que encontrarás en los libros de texto y las revistas profesionales. Los escritores de libros de texto y revistas seguramente desearían poder ser anónimos también, puesto que con seguridad, nadie quiere tener que escribir este tipo de basura. Si tuvieran algún tipo de explicación lógica o mecánica, no sentirían la necesidad de publicar cosas como estas. Pero hay un hueco que rellenar, y a alguien se le asigna el espantoso trabajo de rellenarlo.



Algunas veces me acribillan por usar la Wikipedia como fuente para las citas, pero deberían agradecérmelo. Al escribir los artículos de esta manera, se tienen que usar muchos menos nombres reales, y mucha menos gente se tiene que avergonzar. No me importa atacar a la gente dando sus nombres, pero prefiero guardar ese clase de ira concentrada para los peces gordos que son responsables. En la mayoría de los casos, no merece la pena nombrar a las físicos de a pie, que —en su mayor parte— simplemente están haciendo su trabajo. Ellos ni siquiera crearon esta teoría, simplemente informan de ella. A menos que me ataquen, los deje en paz. Tengo alguna esperanza de hacer que se vuelvan contra sus maestros, así que realmente me cuido de no nombrarles.


Pero de vuelta a la cita. Como puedes ver, la teoría de la reconexión magnética es completamente no-mecánica, heurística, y ad hoc. La causan "dominios intercambiando lineas de campo magnético". Esa frase está dando por sentado tantas cosas que es difícil saber por dónde empezar. ¿Qué causa las líneas de campo? ¿Qué es el magnetismo? ¿Qué son los dominios? ¿Cómo pueden los dominios intercambiar líneas de campo? ¿Cómo pueden intercambiarse líneas de campo magnético? Se nos dice:

En un plasma eléctricamente conductivo, las líneas de campo magnéticas se agrupan en 'dominios'—grupos de lineas de campo que conectan desde un determinado lugar a otro y que son topológicamente distintas de otras líneas de campo cercanas.

OK. pero ¿Por qué y cómo se agrupan en dominios? ¿Qué pasa en el borde de un dominio? ¿Por qué ese cambio en la frontera, y qué causa ese cambio? Se nos dice que las líneas de campo terminan en polos, pero ¿Qué causa los polos y las líneas? Si el magnetismo es un campo, ¿Qué hay en el campo? El magnetismo es un campo ¿De qué? Las líneas de campo se supone que deben representar algo—¿Qué representan las líneas de campo magnéticas? No hay respuesta aquí ni en ningún lado.


Y hay otro gran problema:

[La reconexión magnética] es una violación de una ley de conservación aproximada en la física del plasma, y puede concentrar energía mecánica o magnética en el espacio y en el tiempo.
Esto es todo lo que conseguimos de la Wikipedia, pero al menos lo reconocen. ¿Y cómo viola ninguna ley? 
Las llamaradas solares [solar flares], las mayores explosiones del Sistema Solar, pueden involucrar la reconexiones de grandes sistemas de flujo magnético en el Sol, liberando, en minutos, la energía que ha sido almacenada en el campo magnético a lo largo de un periodo de horas a días.
De ahí, puedes ver que no son leyes de conservación las que se rompen, sino leyes de lógica o consistencia. No hay leyes en contra de concentrar energía, pero tienes que tener algún mecanismo para ello. ¿Cómo pueden los campos magnéticos "almacenar" energía, y cómo se lleva a cabo la reconexión que la libera? Puesto que no tenemos mecánica en este campo, no tenemos explicación posible para estas cosas. 


Para acompañar estas explicaciones faltas de contenido, tenemos diagramas faltos de contenido:





Se nos dice que estas líneas de campo magnético están "empalmadas" juntas a lo largo de la cremallera. ¿Cómo y por qué? ¿Qué representan los vectores? ¿Que es mueve a lo largo de las líneas rojas y azules y qué se mueve a lo largo de las líneas amarillas? En los campos reales, los vectores se deben asignar a algo. Pero en la teoría magnética, todos están sin asignar.

Debajo de este diagrama, admiten:
Este proceso no se entiende bien: una vez que empieza, procede varios órdenes de magnitud más rápido de lo que predicen los modelos estándar.
Es refrescante oír esto, y es por esto que estoy un poco menos cabreado hoy que la mayoría de los días. Solo hace falte una pequeña dosis de honestidad para calmarme. Pero todas las formas de esta teoría esquivan cualquier mención de la mecánica de campos. Se nos habla de flujo, iones y electrones, pero no se mencionan los fotones ni la carga. Si las líneas de campo están representando los movimientos de electrones, por ejemplo, ¿Qué está moviendo a los electrones? Y si las líneas rojas y azules representan movimientos de electrones o potenciales, ¿Qué son las líneas amarillas? ¿Qué se está moviendo en el campo de esa manera y qué está causando que se mueva? Dibujar un puñado de vectores en el vacío no  ayuda. Si no puedes asignar tus vectores a algo, seguramente es mejor no dibujar nada. Aquí queremos física, no señalización.


Como es habitual, para evitar estas preguntas, la página de Wikipedia casi inmediatamente te desvía hacia las matemáticas, y brevemente describe dos modelos muy viejos y simplistas: el modelo de Sweet-Parker y el modelo de Petschek.

En una conferencia en 1956, Peter Sweet señaló que enfrentando dos plasmas con campos magnéticos dirigidos opuestos, podía ocurrir difusión resistiva en una escala de longitud mucho más pequeña que en la escala de longitud típica en equilibrio.
Sí, pero ¿Por qué? Eso es sólo un informe de un experimento. Significa que cuando dos plasmas se enfrentaban, algo pasaba en una escala mucho más pequeña de la que se predecía. No nos dice cómo o por qué ocurrió. El resto del modelo es sólo matemáticas, y se reconoce que las matemáticas de la reconexión 
Sweet-Parker permite tasas de reconexión mucho más rápidas que las de difusión global, pero que no pueden explicar las rápidas tasas de reconexión observadas en las llamaradas solares, la magnetosfera de la Tierra, y los plasmas de laboratorio.


Así que, recapitulando, tenemos una teoría que no ha avanzado desde 1956, que no tiene mecánica, no explica nada, y no puede cuadrar los datos. ¿Entonces por qué estamos leyendo sobre ella 57 años después? 



¿Y el modelo de Petschek?

En 1964, Harry Petschek propuso un mecanismo en el que las regiones de flujo entrante y saliente se separan por ondas de choque estacionarias en modo lento... Simulaciones de reconexión MHD resistiva con resistividad uniforme mostraron el desarrollo de láminas de corriente alargadas de acuerdo con el modelo Sweet-Parker en lugar del modelo de Petschek. Cuando se usaba una resistividad anormalmente grande, sin embargo, la reconexión Petschek se puede obtener en simulaciones MHD resistivas. Puesto que el uso de resistividad anómala sólo es apropiado cuando el camino libre medio de las partículas es grande comparado con la capa de reconexión, es probable que otros efectos no relacionados con las colisiones se vuelvan más importantes antes de que se pueda obtener la reconexión de Petschek
Para decirlo directamente, ni siquiera sus simulaciones pudieron mostrar esas ondas de choque en modo lento (y se pueden hacer simulaciones para mostrar casi cualquier cosa). La única manera de empezar a acelerar el proceso era usar enormes resistencias localizadas, pero como no debería haber manera de crear esta resistencia en las fronteras de los planetas o del Sol, esta teoría es ridícula. ¿Cómo puede un vacío proporcionar una "resistividad localizada anormalmente grande"? ¿Por qué estamos leyendo a cerca de Petschek 50 años después? 


Lo que nos lleva de regreso a las definiciones iniciales. Para tener una "reconexión", primero necesitamos una separación, ¿Correcto?

La intersección de las separatrices forma un separador, una línea única que está en la frontera de los cuatro dominios separados.
 Así que ¿Cómo crea la corona solar estos cuatro dominios separados? Hemos visto en todas estas explicaciones y modelos que necesitamos al menos dos plasmas encontrándose para crear un separador. Pero el Sol es solo un plasma. ¿Dónde está el otro? El plasma solar siempre debería estar moviéndose hacia afuera desde el centro, sin importar su flujo y densidad, especialmente a la altura de la corona. Es bastante seguro que el viento solar se mueve hacia fuera en ese punto. ¿Qué está moviéndose hacia dentro? De acuerdo con los modelos convencionales, el Sol está emitiendo hacia un vacío de carga, o un cuasivacío. También está emitiendo en un vacío de iones, o cuasivacío. Se dice que la carga y los iones del sistema solar provienen del mismo Sol, y se le atribuyen al mismo viento solar. Así que ¿Cual es el segundo plasma que se está encontrando de frente con el plasma solar, de acuerdo con la teoría de la reconexión magnética? ¿Qué campo magnético se mueve hacia el Sol aquí, y por qué?


E incluso si pudieran señalar ese segundo plasma, tendrían que elaborar algo mejor que líneas de campo y líneas de separación. Ahora mismo todo lo que tienen es una manera incoherente de decir que los plasmas que se enfrentan pueden causar efectos anómalos. Sí, eso es cierto, pero ¿Por qué? Cambiar de la teoría clásica a la teoría de plasma no nos dice nada realmente. Es sólo cambiarĺe de nombre al campo por plasma. Crear un nuevo conjunto de nombres no es una teoría física.



Ni siquiera la gente que trabaja con plasmas parece entender esto. Están bastante orgullosos de sí mismos por haber trabajado con plasmas, y de ver más claramente que la mayoría en el mainstream que muchos efectos anómalos se le deben atribuir al campo E/M (electromagnético), en lugar de al viejo modelo de mecánica celeste que solo tienen en cuenta la gravedad.



Pero sus modelos son tan vacíos como los modelos convencionales. El mainstream está empezando a importar algunos modelos de plasma, pero eso no les está haciendo ningún bien: los modelos de plasma no incluyen ninguna mecánica tampoco. Los modelos de plasma se reducen a esto: es el plasma o el E/M el que causa eso, no la gravedad. Cierto, pero no tan esclarecedor como la física o la mecánica. 



Mientras que la gente del plasma no tiene mucho, tienen algo aquí que el mainstream no tiene. Tienen la posibilidad de un segundo campo. La mayoría de los físicos del plasma entienden que el espacio no es nada cercano a un vacío. Entienden el gran potencial del espacio, aunque la mayoría no puede decir qué lo causa. De manera revigorizante, la mayoría de los físicos del plasma no parecen darle este potencial a un campo de Dirac, un campo de Higgs u otra clase de campo virtual. Los que lo hacen no son de ayuda en absoluto.



Lo que nos lleva a por qué estoy aquí. He mostrado a mis lectores en muchos artículos la causa de este potencial en el espacio. No es un campo de Dirac, un campo de Higgs, un campo de energía de punto cero, un nebuloso o misterioso éter, materia oscura, un campo de "sector oculto", un campo de neutrinos ni un campo WIMP.  Ni es algún campo diferencial indefinido entre el Sol y los objetos distantes o el espacio exterior. Es simplemente carga—la misma carga de la ecuación de Coulomb la misma carga que atraviesa el núcleo, la misma carga que está "en" el electrón. Esta carga no la llevan fotones virtuales, fotones mensajeros, neutrinos, ni ninguna otra partícula misteriosa desconocida para nosotros. La llevan los fotones reales del espectro que ya conocemos. El "sector oculto" existe realmente en el espectro conocido, y es "oculto" solo en el sentido de que se entiende muy poco. Nada permanece tan incompleto como nuestro conocimiento de los fotones reales, y es este conocimiento incompleto el que levanta la cabeza todos los días, deteniendo toda nueva teoría a su paso.



Seguramente merece la pena mencionar aquí que parte del problema siempre ha sido que hemos nombrado al espectro de fotones el "espectro electromagnético". Como he mostrado, eso es más que impreciso. Es simplemente incorrecto. Al dibujar y teorizar sobre los campos eléctricos y magnéticos, los físicos siempre han seguido iones, no fotones. Lo vemos aquí otra vez, en el diagrama de arriba. No se diagraman ni se discuten fotones o campos de fotones. Si los vectores están siguiendo algo, son electrones, no fotones. Las ecuaciones del electromagnetismo son ecuaciones que representan iones, no fotones. Todas las variables de la página de "reconexión magnética" son variables que se aplican a campos de iones: E, B, J, ∇ y demás. Las ecuaciones de Maxwell se aplican a campos de iones, no campos de fotones. Pero luego se le asigna el "espectro electromagnético" al espectro de fotones. Esta es una gran razón por la que los fotones han sido pasados por alto en la teoría moderna. Creemos que ya tenemos ecuaciones para ellos, pero no las tenemos. El campo de fotones está bajo el campo de iones y lo impulsa, pero ninguna de nuestras ecuaciones de campo se aplica realmente a éste. La teoría moderna actúa como si la carga y el E/M fueran la misma cosa, pero no lo son. La carga son fotones, el electromagnetismo son iones. Están lejos de ser equivalentes.



La teoría moderna mezcla fotones y electrones en su teoría de campos. Esto es así desde Maxwell, pero Bohr aceleró la confusión en sus ecuaciones, como he mostrado[por traducir]. Bohr cometió errores matemáticos realmente, confundiendo sus asignaciones de variables. Intercambió p por Δp—cantidad de movimiento por variación de la cantidad de movimiento. Puesto que el cambio en la cantidad de movimiento del electrón se representa por el fotón en sus ecuaciones, significa que intercambió fotones y electrones. Es por eso que el fotón ha sido ignorado durante la mayor parte del siglo. Es por eso que los físicos ahora no pueden darse cuenta de que la materia oscura son simplemente fotones.



El espectro debería llamarse espectro de fotones, espectro de carga, o espectro luminoso. No debería llamarse espectro electromagnético por que el campo E/M es un campo de iones. El espectro luminoso sustenta y causa el campo E/M, pero no es equivalente.  La carga causa el electromagnetismo, pero la carga no es electromagnetismo. La carga y el E/M son son dos campos diferentes, y puedes tener carga cuando no hay iones presentes. Es mucho más difícil medir la carga cuando no hay iones presentes, lo que ha sido nuestro problema históricamente. Pero una incapacidad de medir no es una indicación de inexistencia (como se ha asumido). La existencia del campo de carga en el espacio puede inferirse de multitud de otros datos evidentes, como he mostrado a lo largo de la última década.



Dado que el fotón es seis mil millones de veces más pequeño que el protón, este conocimiento incompleto no es del todo sorprendente. Nos ha llevado más de un siglo acostumbrarnos a la idea de que existen cosas que son un billón de veces más pequeñas que nosotros (los electrones). Añadirle mil millones a eso es una tercer aturdimiento que muchos no pueden tolerar. Así que mientras los teóricos han teorizado con valentía sobre casi cualquier otra cosa—sin importar cuan tonta o absurda—han rehusado teorizar sobre el fotón. Posiblemente esto también se explica por el hecho de que lo que se necesitaba era una teoría directa y mecánica sobre el fotón—dándole spins reales y dimensiones reales y cosas así. Esa clase de teoría ha estado pasada de moda desde los años 20. Pasada de moda y proscrita. Esto me dejó la teoría del fotón a mí. Me gusta pensar que las Musas de la física dejaron la teoría del fotón a un artista a propósito. Los fotones son luz, y el arte tradicional que yo hago trata de capturar los sutiles efectos de la luz en las superficies. A mis adversarios les gusta aparentar que no ven conexión entre el arte y la física, pero mis aliados la ven sin darles pie a ello.



En cualquier caso, he tenido una teoría mecánica simple para los efectos de la carga: ha sido parte de mi campo unificado durante años. Pero hasta ahora no la he conectado a la corona. Incluso cuando escribí un artículo sobre el Sol[por traducir] hace un par de años, no tenía mucho que decir acerca de la creación de la energía en la corona. Pero ahora que he usado el campo de carga para explicar el brillo de los planetas, lunas y cometas[por traducir]—via interacción magnética—tengo un mecanismo para la corona. Algunos de mis lectores me entendieron inmediatamente, e hicieron la conexión antes de que llegara aquí. Me escribieron y me preguntaron si el brillo de Encélado estaba relacionado con el calor de la corona. En lugar de decir simplemente "sí", decidí escribir este artículo para todos mis lectores, haciendo explícita esa relación.



En esos artículos anteriores sobre cometas y lunas, mostré que los giros de los fotones podían causar el inexplicado brillo.  Solo necesitamos fotones encontrándose con antifotones, y el reciclado de carga—junto con un campo ambiental—permitía explicar ambos. En resumen, todos los cuerpos esféricos desde electrones a galaxias reciclan carga. El giro de la esfera en un campo ambiental crea de manera natural potenciales de campo que arrastran a los fotones hacia dentro en los polos y los emiten con más intensidad en el ecuador. Esta carga emitida luego se vuelve a unir al campo ambiental en una frontera, y esta reunión puede causar cancelaciones de giro. En las circunstancias correctas, estas cancelaciones de giro pueden causar grandes efectos, y eso es lo que estamos viendo en el brillo incrementado. También es lo que estamos viendo en la corona



Como ya puedes ver, mi teoría es análoga a la teoría convencional en varios sentidos. Es magnética, necesita campos que se encuentran de frente, y hay cuatro "campos" involucrados, en cierto sentido. Puesto que todos los campos naturales de carga contienen fotones y antifotones, ambos, el campo emitido y el campo ambiental los contienen. Si tenemos dos campos y ambos son polares, podemos decir que tenemos cuatro campos. Sin embargo, mi interacción funcionaría incluso con solo dos campos. O funcionaría incluso en el caso de que el campo emitido fuera solo de fotones y el ambiente solo de antifotones. En este sentido, los otros dos campos del modelo convencional son redundantes. En práctica, están ahí; pero no tienen por qué estar ahí. La doble quiralidad de los campos que se encuentran puede aumentar el efecto, pero no es necesario para el efecto. El efecto lo causa la cancelación de giros, y eso ocurriría incluso si tuviéramos dos campos en lugar de cuatro. Espero que eso esté claro.



Veamos si podemos hacer algo de matemáticas para mostrar que el efecto del brillo en los planetas y las lunas lo causa lo mismo que la temperatura en la corona. Encontramos una temperatura en la alta atmósfera de Urano de 850K, y encontramos una temperatura en la corona de 20 millones de K. ¿Cuál es el diferencial de carga entre el Sol y Urano, de acuerdo con los cálculos de mi campo unificado? Todo lo que tenemos que hacer es comparar masa y densidad, lo que nos da un diferencial de 25.400. El Sol recicla 25.400 veces más carga que Urano. Si multiplicamos eso por 850K, tenemos 21.6 millones de K. Tenemos una coincidencia. Lo que sea que causa los dos efectos, causa el mismo efecto proporcional a la carga. Esto indica fuertemente que la carga es la causa, y que los dos efectos están relacionados.



Sin embargo, vemos que el efecto en Urano y Encélado y la Luna y muchos otros cuerpos tiene un pico en el espectro visible, mientras que el efecto en la corona no. No vemos un brillo cegador en la corona. Su energía tiene un pico en otro sitio. ¿Por qué? Bien, la luz visible está en realidad en la parte alta del espectro.





Como puedes ver, la parte central del espectro está en IR, infrarrojo. Y ya he mostrado que ahí es donde la carga tiene su pico también(por la misma razón). La carga tiene una energía media en el infrarrojo, así como en todo el espectro. Si hicieras la media de toda la energía del universo, ese fotón medio sería infrarrojo. No descubrí esto simplemente haciendo la mediana de este gráfico, realmente la calculé[por traducir] a partir de los números clásicos; pero de hecho puedes obtener la información de este gráfico, con solo un vistazo. Resulta que la media es un moco más energética que la mediana, dado que el mismo gráfico indicaría una mediana de alrededor de 10¹². El fotón de carga medio es un poco más energético que eso, pero ese número se acerca.



De cualquier modo, lo que nos está diciendo esto es que es la luz visible de Urano la que necesita explicación, no la luz invisible de la corona. Si juntas dos campos de carga, lo primero que esperarías sería un pico en el infrarrojo, puesto que ahí es donde los dos campos de carga tienen el máximo. Si los fotones que colisionan son infrarrojos para empezar, esperaríamos que siguieran en el infrarrojo al dispersarse. Si los giros están en energía infrarroja, cuando se cancelen, deberían liberar en ese nivel también. Así que ¿Por qué los efectos magnéticos en los planetas y las lunas tienen máximos en el visible? Parece que los cuerpos más pequeños debería tener picos en energías menores ¿No?



Pero esta diferencia no se explica por la masa o el tamaño del cuerpo involucrado. El pico de energía se determina (principalmente) por la polaridad del campo. Recuerda, he mostrado que mientras más lejos nos alejemos del Sol, más antifotones encontraremos en el campo. Esto lo causa el giro del Sol. El Sol gira en una dirección y no la otra, de modo que su giro tiende a convertir antifotones en fotones. En otras palabras, el sol magnetiza el campo. Si tienes un campo que está equilibrado entre fotones y antifotones, no tienes un magnetismo global: todos los giros suman cero. Pero mientras maś desequilibrio tengas, más magnetismo tendrás. El giro del Sol crea un desequilibrio, y un campo más magnético. 



A medida que nos alejamos del Sol, este desequilibrio se disipa. La carga emitida por el Sol se extiende, perdiendo densidad, y más carga del exterior del Sistema Solar entra a hurtadillas. Puesto que esta carga no ha sido reciclada a través del Sol, está más equilibrada. En resumen, hay más antifotones como porcentaje del total a la distancia de Urano que a la de la corona. La corona tiene entre un 10% y un 15%, Mercurio tiene alrededor del 20%, la Tierra aproximadamente un 33%, y Urano en torno a 45%. 



Lo que esto quiere decir es que cuando unes fotones con antifotones, puedes tener una mayor o menor diferencia de potencial. Simplemente piénsalo: si tienes un 90% de fotones y un 10% de antifotones, tu energía potencial total en cualquier área estará solo al 20% del máximo. La máxima producción de energía se daría con un 50% de fotones y un 50% de antifotones, porque encontrarás el mayor número de cancelaciones de giros en ese caso. Pero con un 10% de antifotones, encontrarás sólo 1/5 de esas colisiones. 



Si Urano tiene un 45% de antifotones, entonces en ese campo esperaríamos un 90% del máximo. Esto significa que la interacción de la corona Solar crearía solo un 22% de energía por colisión de la que las interacciones de Urano crean.  Por lo tanto, si la corona tiene el pico a una energía del infrarrojo, la interacción de Urano tendría su máximo 4,5 veces más alto, lo que lo empujaría algo de la radiación al espectro visible. Esto sería cierto incluso a la distancia de Venus, donde la interacción empujaría las energías locales a ser 2,7 veces más altas que las de la corona.



Algunos dirán, "Eso no tiene sentido. Los niveles de energía tienen que ser más altos cerca del Sol, porque podemos ver las fabulosas temperaturas de la corona". Sí, los niveles de energía total tienen que ser mucho más altos, puesto que el campo de carga total del Sol es mucho mayor y más denso. Pero la frecuencia de la emisión no la determina ni el tamaño del campo ni su densidad. Aquí estamos intentando explicar únicamente la frecuencia, no la energía total del campo. La frecuencia se determina por los diferenciales de campo locales, como he mostrado. La causa el desequilibrio de carga, no la intensidad de la carga. Que es por lo que he usado diferenciales de intensidad de carga para explicar la diferencia de temperatura, pero he usado el desequilibrio de carga para mostrar la diferencia de frecuencia. La temperatura es una función de del campo de carga total, mientras que la frecuencia no lo es. Puedes tener altas frecuencias en campos muy tenues, asumiendo que tengas un método para crearlas localmente. Y puedes tener frecuencias medias relativamente bajas en un campo muy caliente, como vemos en la corona Solar.



Y tenemos otro factor influyendo aquí. Aunque el campo de carga de la corona es a la vez muy denso y muy grande, el campo de materia no lo es. En términos de densidad "atmosférica", la corona es extremadamente tenue, teniendo solo unos cuantos millones de partículas por centímetro cúbico. Dado que las todas las otras interacciones que hemos observado tienen materia involucrada—bien en las altas atmósferas donde la densidad de partículas es miles de veces mayor, o directamente en las superficies donde la densidad es millones de veces más alta—esas interacciones de nuevo tienen más empuje local. La materia siempre tiene el efecto de focalizar el campo de carga, de modo que cualquier materia involucrada debe actuar como una especie de acelerador al mecanismo previo que he descrito arriba.


Traducción de Roberto Conde.